Intercambio Juvenil quitando nuestras mascaras

Lo que empezó con una posibilidad de viaje para una persona, se convirtió en un viaje para dos amigas que han vivido una gran experiencia que no van a olvidar. No solo por un viaje a otro país muy distinto en el que vivimos, España, sino por la gente maravillosa que hemos encontrado procedente de otros países (Holanda, Italia y Estonia).
Empecemos por los emociones y nervios del viaje, emocionadas por ir a un país nuevo, conocer gente y culturas nuevas y nervios porque sabíamos que nuestro nivel de inglés es muy malo, pero ese último sentimiento se fue mitigando gracias al apoyo de nuestros líderes, María y Chema, que pacientemente nos iban traduciendo las dudas de las actividades y se desvanecieron una vez fuimos cogiendo confianza con el resto de los participantes. La necesidad de quererse conocer unos a otros y compartir nuestras vivencias te hacia esforzarte al máximo y te olvidabas de cualquier error que se cometiera al hablar porque entre todos hacíamos lo imposible por entendernos. Estamos muy agradecidas de lo que aprendimos de todos y cada uno ellos, fuimos personas muy diversas con nuestras propias dificultades, fuera por una discapacidad o lo cómo nos trató la vida. Fue un corto plazo de tiempo pero aun así pudimos despegarnos de esa máscara que siempre llevamos con nosotros y abrirnos tal cual somos.

En cuanto al lugar y la comida, no hay ninguna queja (quitando la cantidad de mosquitos devoradores, gastamos el bote entero de repelente). Estonia es un país muy bonito, rural y tradicional incluso en las ciudades y donde no encuentras ni una sola autopista. Y qué decir de Riga (Letonia) que nos ha robado un trocito de nuestro corazón (hay muchísimas ganas de volver allí). De la gastronomía vamos ha echar mucho de menos su pan y el sirope para el agua, pero en general la comida fue deliciosa, aunque el cambio de horarios costó un poquito adaptarse (es natural cuando uno está acostumbrado a comer a las 15:00 y cenar a las 22/23:00 y tienes que comer a la 13:00 y cenar a las 20:00, pero no se pasó hambre).
En resumen, ha sido una experiencia para repetir. ¡Os animamos a probar!

 

Green Europe nuestra experiencia

Green Europe nuestra experiencia

El grupo de jóvenes que está participando en el intercambio internacional «Green Europe» en Burdeos, Francia, nos cuenta como está siendo su experiencia.

Estamos en un intercambio en Burdeos, Francia. En este intercambio un día normal empieza a las 8 que nos despertamos para desayunar, hacemos algún juego y luego hay talleres de construcción con plástico cogido en la playa, teatro, música y fotografía. A las 12.30 comemos y luego vamos a un festival que hay actividades. Ayer fuimos a un taller de boxeo, algunos fueron a hacerse masajes, graffitis, construcción de instrumentos, etc…

El día 16 fuimos a visitar Burdeos. Es impresionante y enorme. Fuimos en tren, luego fuimos a un lugar cultural llamado Darwing y donde hicimos una visita. Después cogimos un bus hasta un parque donde comimos,al acabar fuimos a dar una vuelta, sacar fotos y por último tomamos algo para celebrar el cumple de Zulema ( nuestra monitora).

En este intercambio participan 6 paises: España, Francia, Italia, Rumanía, Alemania y Polonia.

¡Lo estamos pasando muy bien! Ya contaremos más a la vuelta.

 

 

Seminario sobre voluntariado europeo EVS- it works! by Alba

Seminario sobre voluntariado europeo EVS- it works! by Alba

Hola, soy Alba Molina y os voy a contar qué tal me fue en mi última experiencia. El proyecto se llamaba “EVS-it Works!”, y era un seminario en el que, durante una semana, 18 jóvenes, todos de países diferentes, estuvimos charlando y compartiendo experiencias en Lublin (Polonia) acerca de cómo es acoger en la asociación personas que están haciendo su SVE, a qué problemas nos solemos enfrentar, posibles soluciones y cuál es nuestro rol con los voluntarios. También fuimos a Varsovia a visitar algunas organizaciones y pudimos hablar con los voluntarios que están haciendo allí su SVE: todos estaban encantados de contarnos qué hacían y por qué habían decidido vivir esa aventura que, en la mayoría de los casos, “te sacude la vida si vas con la mente, el corazón y los ojos bien abiertos”.

Pero lo mejor de todo, como más de una vez hemos oído, es compartir esta experiencia con gente que tiene tanto que contarte, y lo más importante y no tan común, tener tiempo para escucharles. En mitad de tu día a día y de tus prisas, de repente aterrizas en una casita, a las afueras de un pueblo, lejos de todo. Solo te quedas tú mismo y tu viejo enemigo, el inglés, para pasar la próxima semana, lo demás es todo nuevo y está por descubrir.

En mis primeros intercambios siempre pensaba que había tenido muchísima suerte, que las personas que habían participado eran excepcionales, y todos estábamos de acuerdo en que esto no siempre pasa, ¡éramos unos afortunados!

Pero empiezo a tener serias sospechas de que esto no es así. Personas íntegras, que te enseñan a mantener abiertas las puertas de la casa y del espíritu, de esas hay por todas partes. La suerte no está en haber coincidido con algunas de ellas, es cuestión de probabilidad, pura matemática. La suerte está en que nos den la oportunidad, el tiempo y el espacio para hacerlo.

Así, entre dinámica y dinámica nos fuimos conociendo, descubriendo otros puntos de vista, otras historias, otras problemáticas (aunque en lo esencial todas se parecen). También pude conocer las asociaciones en las que estos jóvenes trabajan, todas ellas muy implicadas con su localidad, muy activas en el ámbito social. Compartimos buenas prácticas, ideas, y finalmente, dedicamos el último día a pensar y redactar futuros proyectos. Por todo ello esta experiencia ha sido y va a ser muy útil, no solo a nivel personal, sino también para mi asociación. 

Ahora conocemos muchas más asociaciones que están interesadas en fomentar los intercambios y las experiencias interculturales, y esperamos que en un futuro cercano podamos comenzar a recoger los frutos de este encuentro y a compartir nuevos proyectos.

 

Workshop in Gorzow  Introduction to spanish culture and spanish lenguaje by Lua Ordás

Workshop in Gorzow Introduction to spanish culture and spanish lenguaje by Lua Ordás

What am I doing here?

A bunch of polish teenagers are staring at me. Or more exactly, they are waiting for something to happen, for the next thing to happen. And the next thing today is me. And then I had the blissful moment. The one I have been wondering since I arrive in Poland. The elusive question of  What am I doing here. And I mean it. Not in a philosophical way, the question is concrete and pushing her way into consciousness. As if  the question wanted to be mixed into the physical experience. Is not an answer from convenience of filling my cv, is not a longing for a change, is not a sabbatical. Well, ok, is all of that, just like the top of an iceberg.

Back with the bunch of polish students. The coordinator is about to finish, my heart is moving blood around in high speed. I follow it, no flow with it, just follow. But I have that smile, the spontaneous one, the one that knows, that I am in the right track. By norm I will avoid public speaking, in fact, I spent years doing something else, in order to avoid it. Or missing something out, in order to avoid it. Or be somewhere else, to avoid it.

The polish teens don’t know nothing about it. What I miss out, did or stop doing. They, as I said, are staring at me waiting for the next thing to happen.I just knew yesterday that I was going to lead a 2 days workshop, 4 hours each day, in a local school of high Silesia, in the unpronounceable town of Gorzow Wielkopolski. Four hours driving to the border with Germany.

I have been in Poland one week. From monday to friday I almost lost a teeth. The other two I considered to go back home. Again they don’t know nothing about this. Or care. I am the next thing to happen between 11am to 15 pm on a tuesday.

And I just happen. And I actually enjoyed it. And then, I start to experience it, not to answer, to deep into the experience with  the elusive question, with the immediacy of it. The high, the low, the voice, the gesture, the whole body breathing, their expressions,their interest, the lack of them, improvisation, what works, what doesn’t, suddenly the energy drops, suddenly awakes, what works 10 minutes ago is boring now, the next thing, the appreciation, mine, theirs.

The satisfaction of communication.

 

«Map2future» encuentro internacional de jóvenes en Italia

«Map2future» encuentro internacional de jóvenes en Italia

Os dejamos la experiencia de Jenifer, una de las 4 participantes en nuestro encuentro internacional de jovenes «Map2future», donde junto con otros 24 jóvenes de Italia, Rumania, Polonia, Lituania y Francia están desde el 16 de octubre desarrollando actividades para identificar y desarrollar sus competencias que les ayude a crear un mapa hacía su futuro laboral y de formación.A su vuelta llevarán a cabo una actividad de difusión de lo que han aprendido en Avilés.

La oficina Europa Aquí lleva más de 10 años proponiendo posibilidades de movilidad internacional para jóvenes. Durante 2019 tendremos más encuentros internacionales de jóvenes como este. Estate atento a nuestra web y redes sociales. Facebook: Europa Aqui e Instagram: elpatioaviles donde colgamos todas nuestras vacantes.

 

¡¡¡Buon giorno!!!
Estamos en Salerno y ademas de un sol abrasador, tenemos un monton de cosas interesantes que contar, no paramos quietos, todos los dias haciendo actividades y juegos, trabajando duro y aprendiendo un montón. Pero tambien divirtiéndonos mucho y ayer nos escapamos a Pompeya. Estamos aprovechando cada momento aqui y todo que estamos aprendiendo.