experiencias

Saludo de Wiesbaden!

Después de seis días en Wiesbaden, podemos decir que la comida alemana no es nuestra favorita, pero aquí estamos encontrando muchas cosas que seguramente echemos de menos cuando volvamos a casa. Nuevos amigos con los que ya podemos compartir momentos de descanso; talleres de teatro, video y fotografía en los que estamos aprendiendo, descubriendo y creando todo el rato; alguna palabra en alemán que se nos cuela entre el “buenos días” y el “thank you”… Durante estos días hemos tenido la oportunidad de conocer una parte de la historia de la ciudad, pasear por sus calles, reunirnos con el alcalde, y disfrutar también de su ciudad vecina, “Mainz”. Ayer celebramos la noche intercultural, en la que pudimos compartir juegos, bailes y comidas.

 Ya estamos en la recta final de nuestro viaje, pero todavía tenemos muchas cosas por hacer: descubrir a nuestro “amigo invisible”, terminar los talleres con una muestra para todos los grupos y celebrar la fiesta final durante la última noche.

 

experiencias

Once jóvenes de Avilés participan en un intercambio juvenil en Wiesbaden, Alemania

Desde el sábado pasado 24 de junio 11 jóvenes provenientes del Consejo de Infancia y Adolescencia de Avilés y del proyecto de Conecta Joven junto con dos técnicas del servicio de juventud del Ayuntamiento de Avilés están en Wiesbaden, Alemania  participando en el intercambio juvenil internacional “ Snapshot”  que se llevará a cabo el día 2 de julio.

El proyecto, impulsado por la organización Alemana Arco, en colaboración con el Servicio de Juventud del Ayuntamiento de Avilés a través de su Oficina de Movilidad Juvenil Internacional “Europa Aquí”, se enmarca dentro de las acciones del programa comunitario “Erasmus+: Juventud en Acción”.

 Con el apoyo de un grupo de seis monitores/as, el grupo de 30 jóvenes provenientes de España, Alemania y Francia, desarrollaran durante el proyecto actividades de convivencia intercultural, arte y creatividad además de excursiones para conocer Wiesbaden y alrededores, talleres de  teatro y video, etc..

experiencias

emma

Freiwilligen Familie!_resized

Ahora mismo tenemos a seis jóvenes de Avilés haciendo el Servicio Voluntario Europeo por distintas partes de Europa: Miguel, Jeni y Sara en Polonia, Agus en Francia, Aida en Italia y Emma, en Alemania. Hoy es el turno de esta última para contarnos su experiencia:

¡Cómo pasa el tiempo! Ya hace casi cuatro meses que estoy en Bad Freienwalde, Alemania. Las semanas pasan rápido pero las aprovechamos bien, muchos buenos momentos, viajes y nuevas experiencias. En la organización estoy con cuatro voluntarios más y es genial poder contar siempre con ellos, son el mejor apoyo estando aquí.

En el día a día desarrollamos distintas actividades, pero me gustaría contar un proyecto que me pareció especialmente interesante. Durante un mes trabajamos con un grupo de refugiados de Siria para ayudarles a redactar un curriculum y orientarles sobre formación y búsqueda de empleo. Fue un proceso de colaboración conjunta para llegar a entendernos: unos hablaban algo en inglés, otros habían aprendido ya algo de alemán… Fue bonito ver cómo fue evolucionando la relación a lo largo de los días. Al principio estaban desconfiados y tímidos pero poco a poco se fueron encontrando a gusto con nosotras y acabamos haciendo amistad con algunos de ellos, con los que una vez terminado el proyecto hemos seguido quedando.

Me sorprendió descubrir cómo gestionan aquí en Alemania el tema de los refugiados. Hay muchos, sólo en el albergue del pueblo de al lado son unos 300. Pero para todos ellos se facilitan cursos de integración, que es básicamente un curso de alemán, y en ocasiones otros cursos como el que hicieron con nosotros. Además les ayudan a buscar un piso para cada uno o para cada familia. Un alojamiento del que luego les pagan el alquiler y las facturas. Da gusto ver lo felices que están cuando al fin sienten que vuelven a tener un hogar, después de tan largo viaje y tanto sufrimiento. Como en todo, hay cosas mejorables en el trato que se les da y ya hay gente luchando por estos cambios, pero me parece un buen plan de partida.

Cena con Rafek

(En la foto estamos con Rafek, que nos invitó a cenar un delicioso plato sirio en su recién estrenado apartamento.)

experiencias

hallo leute!

Hallo Leute!

 Soy Pablo, escribo desde Magdeburg, Alemania del Este y me gustaría contaros lo que hago aquí, para que os animéis a buscar un proyecto SVE si todavía no conocéis lo que es.

 En esta bonita ciudad de 230.000 habitantes está la organización donde trabajo, LKJ – Landesvereinigung kulturelle Kinder- und Jugendbildung Sachsen-Anhalt e.V., que ofrece actividades culturales a niños y jóvenes en la región de Sajonia-Anhalt.

 Los primeros meses han sido complicados, ya que al no dominar el idioma, no podía comunicarme bien con las otras personas de la organización y no podía aportar mucho o participar en las actividades ayudando a los jóvenes. Pero después de un curso intensivo de 200 horas puedo decir que hablo alemán (otra cosa es entender lo que me dicen…) y he empezado mi propio proyecto, en el que visito los centros juveniles de Magdeburg y ofrezco actividades relacionadas con el español y la cultura española.

Los ocho voluntarios que estamos en Magdeburg tenemos la suerte de estar en una ciudad universitaria, llena de gente joven y con una gran variedad cultural. Cada día después del trabajo tenemos distintas actividades gratuitas organizadas por la universidad en las que podemos participar, como por ejemplo, clases de alemán, de salsa, de meditación, grupo de running, de teatro, noches internacionales… pero mi actividad favorita son los “Stammtisch”, que serían como “grupos de tertulia”, grupos de estudiantes extranjeros y alemanes que nos reunimos para tomar algo y hablar en alemán. Se aprende mucho alemán y se conoce siempre a gente nueva.

Después de cuatro meses conociendo alemanes/as puedo decir que algunos tópicos se cumplen. Al compararlos con los españoles, son mas serios, ordenados, no improvisan… tópicos que no los hacen ni mejores ni peores, sino diferentes. Pero lo mejor de todo es encontrarte con esos alemanes que rompen estos tópicos y te hacen sentir como en casa, por ejemplo, estas navidades las pasé con mi vecina alemana y su familia, fueron unas navidades muy buenas, aunque fuesen lejos de casa.

 Si te acostumbras a comer a las 12:00, a los 10° bajo cero y a que a las 17:00 sea noche cerrada, ¡bienvenid@ a Alemania!

experiencias

how to say it

Somos Aida y Aldara y en Diciembre estuvimos en un curso del programa Juventud en Acción sobre pedagogía de la educación sexual: “How to say it?” (¿Cómo decirlo?).

La metodología de estos cursos se basa en la educación no formal: trabajo en grupos, participación activa, juegos y energizers, reflexiones grupales,… De esta forma es muy fácil compartir e intercambiar conocimientos y experiencias sobre cualquier tema, en nuestro caso la educación sexual en nuestros países.

Éramos 20 jóvenes de Turquía, Italia, Francia, España, Estonia, Suecia y Hungría con muchas ganas de aprender, compartir e intercambiar ideas, proyectos y experiencias.

Estuvimos durante siete días en una casita en un pequeño pueblo de Alemania: Giessübel. Fue muy bonito poder realizar el curso en Diciembre, todas las ventanas de las casas vecinas estaban iluminadas con la típica decoración navideña y la nieve cubría las copas de los árboles.

Tras las primeras actividades para conocernos, crear un buen ambiente de grupo y acostumbrarnos a hablar en inglés, comenzamos a trabajar sobre la educación sexual.

Compartimos las diferentes leyes, servicios y recursos que cada país ofrecía sobre educación sexual, especialmente a la gente joven. Esta actividad fue muy muy fructífera, pudimos trasladar nuestras perspectivas a nivel internacional y ver las diferencias y similitudes entre países.

Tras acercarnos a la historia de la educación sexual y su contexto en Europa, practicamos y reflexionamos sobre distintos métodos para trabajar educación sexual con jóvenes: juegos, grupos de reflexión, preguntas y respuestas divididos por géneros, actividades artísticas… Estos métodos sirven para trabajar la sexualidad y la afectividad estimulando un espacio para hablar y compartir a diferentes ritmos.

Finalmente tuvimos un espacio para crear nuevas relaciones y posibles proyectos entre las diferentes organizaciones del curso.

¡Pero no todo era trabajar! Cada tarde, al finalizar las actividades, pudimos disfrutar de una fiesta intercultural (mucha comida, bebida, bailes tradicionales…), noche de cine, juegos y, por supuesto, la fiesta de despedida. También tuvimos tiempo para visitar la ciudad más cercana y su mercado navideño y para tomarnos una cerveza local alemana en el único bar del pueblo.

¡Hemos aprendido mucho, hemos compartido mucho y hemos conocido a mucha gente estupenda!

noticias

al espacio exterior…

No sabemos qué pasa últimamente que tenemos mayoría masculina entre las personas que enviamos para hacer el Servicio Voluntario Europeo en otros países.

Los últimos en irse han sido Benito, Juan, Pablo y Diego, que llevan ya varias semanas en Bélgica, Eslovenia, Alemania y Chipre, respectivamente, colaborando en distintos proyectos relacionados con el circo, el turismo, el ocio juvenil y la discapacidad.

Poco a poco iremos sabiendo más sobre sus experiencias a través de nuestro blog…

noticias

iban dos italianos, una alemana y una turca…

P1090538

Parece el típico comienzo de un chiste, pero es la pura realidad. Y para colmo, dos se llaman Julia (una a la italiana, Giulia, y a la otra a la alemana, que se escribe como en español, pero se pronuncia casi como en italiano, para hacerlo más difícil todavía). Y así es la vida en el El Patio desde que llegaron Yesim, Emiliano y las dos Julias, no tanto un chiste, porque se lo toman muy en serio, sino como una fiesta. Y en las fiestas siempre hay comida, risas, y por supuesto, mucho trabajo previo que hacer.

Julia (la alemana), es la más joven del grupo, recién cumplidos los 18 años. La conocimos hace dos veranos en el intercambio juvenil que tuvimos en Bremen con un grupo de Antenas Informativas, y ya entonces comenzamos a gestar este proyecto de Servicio Voluntario Europeo a través del cual Julia tendrá la oportunidad, durante dos meses, de conocer una realidad muy distinta a la suya, vivir por primera vez lejos de su familia y amigos y ayudar a otros/as jóvenes a aprender alemán y practicar inglés. Además, como dibujar es una de sus pasiones, será de gran ayuda en nuestra comisión de Arte Urbano.

Para la otra Julia (la italiana), esta no es ni mucho menos la primera vez que sale de casa, ya que es una viajera incansable que además no sabe estar haciendo menos de tres cosas a la vez. Giulia ha trabajado en el Museo Táctil de su ciudad, Ancona, y nos está ayudando infinitamente a adaptar nuestras actividades a otras personas con discapacidad visual y romper barreras físicas y mentales. Su larga experiencia en proyectos de participación juvenil nos va a servir de gran inspiración para seguir mejorando los proyectos de El Patio. Y como por otro lado, habla un montón de idiomas, los talleres de conversación se van a multiplicar rápidamente…

El otro políglota del grupo es Emiliano, también italiano, pero esta vez de Trieste. Los idiomas son la gran pasión de este superhombre que ha conseguido superar muchas barreras en la vida y para el que vivir nueve meses en otro país es todo un reto. Los talleres de idiomas serán su actividad principal durante su estancia en Avilés, pero también se ocupará de otras tareas como la difusión del Servicio Voluntario Europeo entre jóvenes con menos oportunidades y la elaboración de un programa radiofónico junto a Giulia.

Yesim ha sido la última en llegar por problemas de visado, pero ha venido con la maleta llena de ideas (además de tahini, frutos secos, especias y otras delicias de Turquía). Ella será la responsable de apoyar iniciativas medioambientales dentro de El Patio y ya está maquinando un taller de reciclaje de utensilios de cocina, entre otras cosas. En Noviembre nos ofrecerá con Julia una velada turco-alemana en la que habrá platos tradicionales, música, baile y un poco de historia para dar a conocer mejor ambos países y romper algunos prejuicios.

Y estas son los cuatro grandes personajes que nos acompañarán este curso en El Patio gracias al Servicio Voluntario Europeo del Programa Juventud en Acción. Esta semana se han ido a Madrid para un curso de Formación a la Llegada que organiza la Agencia Nacional de dicho Programa, pero enseguida estarán de vuelta presentándose en primera persona.

noticias

matías

2013-02-19 13.18.09

Matías es un maestro de Educación Infantil que desde hace tiempo tiene un sueño: hacer el Servicio Voluntario Europeo en una escuela de otro país. Estuvo a punto de irse a una escuela de Vilnius (Lituania), pero al final no pudo ser. Ahora por fin, está en Nordhausen (Alemania), colaborando con una escuela Montessori, una pedagogía alternativa de la que esperamos traiga muchas ideas para Asturias.

experiencias

mimmimethods

P1070068
Nuestra compañera Paula Nieto nos hace una crónica del curso “Mimmimethods”:
Un pueblecín del estado alemán de Turingia fue el lugar escogido para el primer “ajuntamiento” y formación sobre autodefensa feminista de Mimminet, una red internacional de trabajo juvenil con perspectiva de género de la que forma parte En Construcción.  Allá nos fuimos en noviembre para explorar un concepto que algunas no entendíamos muy bien y que nos descubrió una temática apasionante y con mucho futuro.
Durante los 7 días de curso, en el que participamos 18 chicas de Finlandia, Alemania, Austria, España, Suecia y Estonia, se nos plantearon miles de reflexiones sobre nuestro rol como mujer en cada una de nuestras tan alejadas y diferentes vidas diarias, y con tantos puntos en común, algunos hermosos, otros frustrantes.
No obstante, toda esa frustración supo ser canalizada por la formadora y por el propio grupo en energía positiva, fuerza y ganas de seguir trabajando en nosotras como mujeres y expandir un mensaje claro: queremos una sociedad más justa en cuestión de género, en donde hombres y mujeres estén de verdad en igualdad de condiciones frente a todos los aspectos de la vida y la sociedad, en que la mujer no sea relegada a un segundo plano.
Autodefensa mental, verbal y física. Profundizamos en nuestros propios roles asumidos, y en cómo se traduce esto en nuestro comportamiento en sociedad, y al mismo tiempo aprendimos un montón de recursos para sentirnos mejor en el futuro. Entre todas se construyó un sentimiento de grupo increíble que hizo todo mucho más fluido y fácil.
El siguiente paso de esta Mimminet será poner en marcha varios proyectos alrededor de la temática: un intercambio juvenil el verano que viene en Finlandia y un segundo encuentro de autodefensa feminista (¡que será organizado por En Construcción el próximo año!), grupos de reflexión a nivel local, etc.
¡¡Qué prestosu fue!!